Dieciseis novenos

- Actualidad del mundo del cine

Dieciseis novenos
jueves, 15 de noviembre de 2018

Pixar presenta al robot más humano

Wall-e: Batallón de limpieza

Pablo Silva
martes, 02 de septiembre de 2008, 09:44

Inmersos en la era de la animación digital no han sido pocos los directores que han abusado de ésta para su retahíla de zambombazos aderezados con absurdos y vacuos diálogos para justificarse entre pelea y pelea. Es por ello que se agradece aún más si cabe el mimo y esmero que Pixar ha imprimido en cada una de sus películas para convertirlas en un producto de calidad dirigido a los más pequeños, pero golosina para todos los públicos, que no se queda en una simple demostración de poderío tecnológico. En esta ocasión, Pixar ha creado una bella obra de arte protagonizada por un pequeño robot recolector de basura llamado Wall-e, que además da nombre a la producción.

Wall-e es un pequeño robot recolector de basura abandonado a su suerte en una Tierra asolada por la vorágine de consumo humano que la convirtió en un estercolero 700 años antes, mientras la humanidad se daba a la fuga en su particular Arca de Noe. En este escenario Wall-e realiza incansable su rutinaria tarea de clasificación de basuras abrumado por una gran soledad tan solo aliviada por su pequeña mascota cucaracha y su morada repleta de recuerdos recogidos durante siglos. Como no podía ser de otro modo, un robot tan humano como el que nos presenta Pixar cae rendido cuando llega a la tierra un robot explorador de nombre Eva y a partir del cual se irá desarrollando la historia que envuelve esta producción.

Es difícil no reverenciar esta película desde su primer minuto. Wall-e recupera toda la fuerza del cine mudo y dota a sus protagonistas de una asombrosa humanidad. Cuesta creer que con apenas unos cuantos sonidos robóticos se pueda transmitir al espectador tal amplia amalgama de sentimientos, en parte gracias al excelente aprovechamiento de la tecnología para dar una gran expresividad a Wall-e, en lugar de malgastarla en portazos y destellos. Por momentos Wall-e parece enfundarse en la piel de Chaplin e imita a este en el arte de provocar la sonrisa del público con su desafortunada patosidad mientras intenta ganarse el cariño de la recién llegada Eva.

Es esta primera hora de película, de silencios y miradas, la que vale la pena guardar en la retina para paladearla. Si bien la película nunca sale de su vitola de obra de arte, pierde algo del impacto inicial cuando los protagonistas de embarcan de lleno en la aventura y la acción roba algo de protagonismo a la emoción. Pero esto no quita que Wall-e en su conjunto sea una cinta digna de guardar en la videoteca junto con otros clásicos de la animación y del cine intemporal y para recordar de vez en cuando que aún hay quien sabe que la animación no consiste en hacer una trampa simplona de porrazo y risa fácil.

Absolutamente recomendable para cualquier edad y gusto, es raro encontrar a alguien que no vaya a disfrutar de cada minuto de este metraje de Pixar. Especialmente indicada para aquellas mentes saturadas de que las películas de animación sean sub-productos de Shrek a cada cual más triste y poco imaginativo.

 
imprimir  enviar 
Valora el artículo

Comentarios:

Escribe tu comentario

Usuario:

Comentario:

Código:

Captcha:

¿Dónde estoy?
¿Dónde estoy?

Estás leyendo el artículo "Pixar presenta al robot más humano" en Dieciseis novenos - Actualidad del mundo del cine

Estás dentro de la sección Animación 3D, categoría Animación.

Si te gusta, puedes suscribirte a nuestro sistema de RSS o añadirnos a tus marcadores.

Si te apetece puedes comentar el artículo.
Publicidad
 
© 2018 dieciseis-novenos.com | Buscamos redactores, ¿quieres participar? | Contacto | RSS | Creative Commons | Hemeroteca | powered by SUMMON press